ME PRESENTO

Mi foto
Amante del tomate, el globo pop agridulce, el maní oriental, los chipitos rojos, la sandía veraniega, el limón y el olor a tierra mojada. Coleccionista de frases. Cantante sin futuro. Corazón suicida. Cachibachera sentimental. Renegona temprana. Apureta incorregible. Esqueleto rumbero. Fumadora con estilo gansterino. Mamá de Facundo. Cara delatora de verguenza. Nunca coreógrafa. Peatona desorientada. Copilota de cuarta. Conductora suicida. Segura ahora con seguro. Picona sin cura. Engreída anónima. Captora de mi alma.Llorona por y con gusto. Soñadora en quiebra. Espía frustrada. Derrochadora de sonrisas. Terminadora de frases. Huesos de cursi. Caminante con camino. Enemiga del deporte. Portadora de complejos. Hermana de mis amigas. Amiga de mis hermanos. RH O+, Piel normal a seca. Ex dormilona. Esclava de mi orden. Dueña de mis sueños. Traicionera de mis secretos. Máquina reproductora de recuerdos. Ganadora fija en el canta y gana.

26.8.08

TOMAR DECISIONES DIFICILES


Revista: Inc
Tema: Liderazgo
Fecha: Noviembre 2007
Autor(es): Noel M. Tichy y Warren G. Bennis



Los grandes líderes son reconocidos por su buen juicio. Pero ¿Qué es el buen juicio y cómo lo cultivan los líderes? No es una cuestión intelectual ni la habilidad de tomar buenas decisiones, sino el carácter. El carácter ofrece una brújula moral; señala lo que debemos hacer. Luego, está el coraje. Este asegura que sigamos cualquier decisión que hayamos tomado. Independientemente del proceso o de cuánto nos esforcemos, sin carácter ni coraje no podremos cultivar un buen juicio. Es posible que tengamos suerte a la hora de tomar ciertas decisiones, pero sin carácter ni coraje fracasaremos a la hora de responder las preguntas más importantes y difíciles.

Jim Hackett, director general de Steelcase, una compañía de mobiliario para oficinas, ha pasado buena parte de su carrera pensando sobre el significado de ser un líder que opera a partir de un claro conjunto de valores. Comenzó a pensar en esto tras conocer a Bill Marriott. Hackett tenía 39 años y era presidente de Steelcase. Marriott estaba en sus setentas y había dirigido su imperio hotelero por varias décadas. A pesar de la diferencia de edad, los dos hombres tenían cosas en común. “Yo era joven y trataba de cambiar un negocio familiar, él era viejo y trataba de cambiar un negocio familiar”, señala Hackett.

Buena parte de sus conversaciones se centraban en los valores. Marriott le aconsejaba a Hackett que se creara una reputación de “integridad inflexible”. Unos meses después de esta conversación, Hackett habló sobre integridad con su equipo gerencial. Es importante desarrollar estos puntos de vista dentro de la organización antes de que haya problemas, les dijo Hackett, y les pidió que pensaran en cómo actuarían cuando hubiera problemas porque en el mundo de los negocios siempre hay problemas.

Cuando se le pide a la gente que haga una lista de las malas decisiones que ha tomado en sus vidas, un alarmante número de personas revela que sabía lo que debía hacer, pero no lo había hecho. Y es que tener un conjunto de valores no es suficiente. Ni siquiera es suficiente tener carácter. También hace falta tener coraje para actuar según nuestros valores. Esto es parte de lo que significa tener buen juicio y ser un buen líder.

Resumen de "Tomar decisiones difíciles" publicado en Noviembre 2007 en la revista Inc.

4 comentarios:

El Dueño de los Cajones dijo...

y tú que opinas?

La Chica De Pelo Marrón dijo...

has vuelto!!!! que bueno!

Yo que opino? 1ero que es el post más largo de mi vida...ja! y 2do no tengo mucho que opinar todo lo dice el articulo, yo concuerdo.

Tu que opinas?

elena dijo...

me encanta el último párrafo, me deja pensando...

saludos
(claro que puedes!!)

soleil dijo...

coraje para vivir, sentir, y creer... creo que es bastante cierto, si no tuviersamos coraje para decidir por nosotros mismos, lanzarnos a la piscina sin agua o con auga (o contaminadita) poues que seria de nosotros?

coraje para creer que si hay tesoro al final del arcoiris, coraje para ahcer valer nuestros valores... y...pues salud por el coraje!